Marido y Mujer.

¡HOLA, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores! Después de tortuosos e infernales inviernos, los cielos se encienden con la luminosidad de un día de Junio. El sol se levanta, es el júbilo de una nueva celebración. Ardientes deseos, calma entre lagrimita y gloriosas sensaciones que afanan a esos queridos a festejar vivaces entre copa y copa la unión de dos almas en santo matrimonio. Los rayos de sol iluminan el vestido blanco roto de la más recatada novia la atavían con la ayuda de una madre y una tía. Generosas manos, amorosos sentimientos que se convierten en el cariño … Continúa leyendo Marido y Mujer.